Eco-mission EN Eco-mission NL Eco-mission ES

Estufa de barro

LA ESTUFA DE BARRO DE ALTA EFICIENCIA
La estufa de barro de construcción tradicional es la fuente de calor más saludable y conveniente para su hogar.
La estufa le da calor como el Sol, es decir, calor radiante. Cada rincón de la habitación se vuelve acogedor y no produce remolinos de polvo.
La estufa y los canales de contra-flujo se construyen de ladrillos refractarios y semirefractarios.
Como el exterior es de piedra caliza y arcilla podemos darle practicamente cualquier forma a la estufa, desde curvas orgánicas hasta  modernas y elegantes. También es posible construir la estufa con puertas de cristal a ambos lados, siendo lo ideal para situarla entre la sala de estar y el salón comedor, y asì poder calentar los dos espacios con una sola estufa.
Además podemos incluir en la estufa un horno, ideal para hornear sus mejores pizzas, pan, lo que desee.
Ampliado a sofás e incluso paredes, podrá disfrutar de su estufa mucho más y nunca más sufrirá los problemas de las humedades o el frìo.

EL PRINCIPIO
Las estufas de adobe funcionan bajo en principio de contra-flujo, desarrollado en Finlandia por el profesor H. Hyyttianen, experto en la materia de combustión de madera limpia. El trabaja todos los dìas en Helsinki para mejorar y optimalizar las estufas que construimos en España.
No hace mucho tiempo que nos presentó el principio de combustión inversa, donde la madera se quema por arriba y la combustión es mucho más completa y limpia.
Otro importante desarrollo viene de Roland Voppel “Vuurmeesters” (maestros del fuego) de Holanda,  quièn desarrolló y mejoró los canales de aire que proveen el fuego de extra aire. Esto le da una eficiencia casi inmejorable, muy por encima del 90%.

FUNCIONAMIENTO
La estufa funciona de la siguiente manera: en la parte superior del fuego, las llamas consiguen oxìgeno adicional, por lo que los gases queman más completamente y la temperatura se eleva a más de 1000 grados por la parte superior de la estufa, mucho mayor que en cualquier otra estufa. Los gases calientes del fuego están obligados  a bajar de nuevo por los canales de contra-flujo, por lo que da, la mayor parte de su calor, a la masa de piedra. La temperatura baja a unos 200 grados justo por encima del suelo. Esta es también la razón por la que es interesante ampliar la estufa como sofá o como una pared, donde los gases tienen que pasar a travès de ellos antes de salir por la chimenea, de esta manera la temperatura baja a un máximo de 100 a 130 grados. El sofá o la pared se construye con ladrillos semi-refractarios, ladrillos de adobe y barro y podrìan ser instalados en la habitación cercana o en la planta más próxima. Cuando el sofá o la pared son de gran tamaño se requiere el uso de un extractor, el cual tendrá que funcionar durante la combustión.
Debido a la alta eficiencia de esta estufa, solo necesita quemar durante 1 a 1,5 horas para obtener 24 horas de confortable calor. Una cesta de madera de Pino es suficiente para cada dìa y no se preocupe de comprar una madera de mayor calidad, porque la alta temperatura de la estufa hace quemar tambièn la resina y esto le dará más calor que muchas maderas de alto coste.

NUESTRA SALUD Y EL MEDIO AMBIENTE
A parte de la extremada eficiencia de más del 90%, esta estufa es tambìen buena para nuestra salud. Mucho despuès que el fuego se ha apagado, la estufa seguirá dando un confortable y relajante calor, incluso hasta la mañana siguiente.
La humedad se mantendrá en un nivel cómodo y las fluctuaciones de temperatura son mìnimas. A diferencia de casi todas las otras fuentes de calor, la estufa de adobe no provoca ninguna corriente de aire y es por ello que no se crean remolinos de polvo.
No solo se benefician las personas, la estufa de adobe es una fuente de calor de baja tecnologìa. Tanto la extracción de las materias primas como la producción de los ladrillos apenas causan daño al medio ambiente y la combustión es muy completa y limpia, perdiendo muy poco calor.
De hecho, la estufa de barro no se puede comparar con otros tipos de estufas siendo la alternativa más ecológica como calefacción central. Sólo hay dos grandes diferencias: la estufa no necesita de ningùn gas o electricidad para funcionar y con el mìnimo mantenimiento durará por generaciones.

| Website laten maken door Best4u Group B.V.